Un corredor sahariano en la montaña

Cuando pasas muchos días y horas en un mismo lugar observando aves puedes esperar ver algo inusual. Dentro de esta posibilidad incluso se puede aventurar algunas especies de aves raras que tienen más posibilidades de aparecer tanto por la situación geográfica del lugar, la época del año, el historial local en rarezas y hasta por lo que está aconteciendo en el entorno durante una época determinada. Pero hay veces en que la sorpresa es máxima y no responde en criterio alguno a lo anteriormente comentado… y esto ocurrió el pasado día 23 de septiembre en la cima de Trona (junto al collado de Lindus, Auritz-Burguete, Navarra) durante una de nuestras jornadas de observación de la migración.
A eso de las 18:00 h. de este día los observadores allí apostados (Sara Sánchez, Gaël Foilleret y yo mismo) observamos, con total estupefacción, como un Corredor sahariano (Cursorius cursor) aparece andando, con aire curioso, a 10 metros de distancia de nuestra posición. La identificación fue inmediata, se trata de un ave inconfundible, y ello hizo que en ningún momento de la hora que duró la observación pudiéramos salir de nuestro asombro. Después de los primeros minutos de parálisis por el shock reaccionamos y fotografiamos al ave. El ave estuvo picoteando insectos de los excrementos de las vacas y en algún momento incluso echa un sueñecito. Un corto vuelo lo lleva hasta la parte trasera de la loma, donde continuó buscando alimento durante un buen rato, hasta que lo perdimos de vista fruto de alejarse andando por dicha ladera. Poco después de su desaparición hubo una fuerte tormenta con una granizada que arrojó piedra de hasta 2 cm de diámetro que, esperamos, no produjera ningún daño al ave.
Al día siguiente, entre una intensa niebla volvimos a visitar Trona, pero ya no había rastro del corredor.

En esta foto se aprecian las cejas incompletas. Esta característica y las plumas cobertoras algo vermiculadas (aspecto que no se aprecia aquí) indican que se trata de un ave inmadura.

Hay noticias de que un par de días antes se llegó a ver un ave de esta especie cerca de Trujillo (Cáceres) y alrededor de un mes antes otra en la Camargue (sur de Francia).

A Cream-coloured Cursor (Cursorius cursor) was found the 23th of September at Trona (Burguete, Navarra, Western Pyrenees). The bird was found in a mountain area, a strange place to find such a species.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: